¿Te encuentras en una dilema y no sabes qué camino tomar?

¿Te preguntas cuál es el sentido de tu vida? 

¿Alguna vez has considerado convertir tu biografía  en un instrumento de autoconciencia y autodesarrollo?

girl-2573111_1280
El trabajo biográfico te ayuda a comprender más ampliamente quién eres, cómo has llegado donde estas ahora y donde te gustaría llevar; lo que ya no te conviene y necesita ser transformado.

¿Sabes qué es el Trabajo Biográfico?

Nació en los años 70 de la mano del psiquiatra holandés Bernard Lievegoed, el cual observó que muchos de los pacientes que llegaban a su consulta no padecían enfermedades mentales; sino que buscaban ayuda para comprender y superar periodos de crisis, dificultades especiales, o encontrar un sentido más profundo a sus vidas.

Por ello desarrolló y llevó a la práctica el trabajo biográfico como una valiosa herramienta de autodesarrollo, que permite  acompañar y ayudar a aquellas personas que, sin padecer ninguna enfermedad, atravesaban momentos críticos en su existencia.

¿En qué consiste el trabajo biográfico?

Al nacer en la tierra, iniciamos un viaje hacia el futuro. Es un viaje en el que nos embarcamos sin aparentemente, saber nada a cerca de él, ni del recorrido, ni de su meta o sentido. 

A través del trabajo biográfico  se hace un recorrido por los acontecimientos vividos a lo largo de una vida, recordando y tratando de encontrar el leitmotiv o el hilo conductor de la vida a través de la comprensión de los distintos sucesos, experiencias, personas con las que nos hemos relacionado.

¿Cómo se realiza ?

Este recorrido se realizará en tres etapas, cada una a su vez dividida en tres septenios, cada septenio  tiene su propio quehacer y sentido, encontrar dicho sentido es lo más importante en la adaptación a la vida.

El primer período es el que corresponde al DESARROLLO FÍSICO, que se da entre el nacimiento y los veintiún años. 

El segundo corresponde al DESARROLLO PSÍQUICO, que tiene lugar entre los veintiuno y los cuarenta y dos años. 

Y en el tercer periodo al DESARROLLO ESPIRITUAL, entre los cuarenta y tres hasta los sesenta y tres.

Solicita una sesión