¿Te encuentras en una dilema y no sabes qué camino tomar?

¿Te preguntas cuál es el sentido de tu vida? o

¿Te apetece pasear por tu biografía y redescubrirla?

Para resolver estas  preguntas e inquietudes te invito a un encuentro con el  trabajo biográfico, un camino de conocimiento.

El trabajo biográfico nació en Europa occidental y centro Europa en los 70, no es una psico-terapia sino es un encuentro con otro ser humano gracias al cual hay una clarificación y comprensión del sentido de la propia vida.

 Lievegoed fue el padre de dicho enfoque sobre el cual dijo:”la biografía es una sinfonía que cada ser humano compone”. Y esa sinfonía trata de ser desentrañada desde la consciencia.

¿En que consiste el trabajo biográfico?

¿Cómo se realiza ?

Este recorrido se realizará en tres etapas, cada una a su vez dividida en tres septenios, cada septenio  tiene su propio quehacer y sentido, encontrar dicho sentido es lo más importante en la adaptación a la vida.

El primer período es el que corresponde al DESARROLLO FÍSICO, que se da entre el nacimiento y los veintiún años. 

El segundo corresponde al DESARROLLO PSÍQUICO, que tiene lugar entre los veintiuno y los cuarenta y dos años. 

Y en el tercer periodo al DESARROLLO ESPIRITUAL, entre los cuarenta y tres hasta los sesenta y tres. 

Al nacer en la tierra, iniciamos un viaje hacia el futuro. Es un viaje en el que nos embarcamos sin aparentemente, saber nada a cerca de él, ni del recorrido, ni de su meta o sentido. 

A través del trabajo biográfico  se hace un recorrido por los acontecimientos vividos a lo largo de una vida, recordando y tratando de encontrar el leitmotiv o el hilo conductor de la vida a través de la comprensión de los distintos sucesos, experiencias, personas con las que nos hemos relacionado.

Solicita una sesión