¿Quieres ser mama?

¿Estás pasando por algún tratamiento de fertilidad o de reproducción asistida? o…

¿Estás tratando de quedarte embarazada de manera natural y te está costando más de lo que pensaba

Todos los métodos de reproducción  tienen un porcentaje de fracaso y el repetir los ciclos de tratamiento sin lograr un embarazo puede ser muy angustioso para la pareja.

¿Sabes que existen tratamientos naturales que ayudan a mejorar la salud reproductiva e incrementan la fertilidad, ademas de reducir el estrés, la ansiedad y aumente la sensación de bienestar?.

Es muy importante cuidar la salud reproductiva para conseguir un embarazo, y que éste, cuando se produzca, se desarrolle con normalidad y salud para la madre y el feto.

Terapias recomendadas: Acupuntura, Osteopatía Visceral, Cráneo-sacral y Psicosomática.

Acupuntura

Con un tratamiento semanal de acupuntura se puede preparar el cuerpo para la concepción:

A partir del primer mes ya se puede apreciar la regulación.

A los tres meses, mejora la maduración de los folículos y del esperma. Se equilibran las hormonas, se aumenta la circulación sanguínea y se reduce el estres.

Este tratamiento es un gran apoyo para quienes se sometan a técnicas de reproducción asistida. Se ha demostrado que mujeres consideradas con pobre respuesta al tratamiento, con la acupuntura tuvieron un incremento significativo del número de folículos. 

 

En las mujeres:

  • se regule la menstruación y la ovulación
  • se incremente la calidad de los folículos
  • se fortalezca y regenere mejor el endometrio

En los hombres:

  • se aumente la cantidad de esperma
  • mejore la morfología y motilidad de los espermatozoides

Osteopatía visceral y cráneosacral

Una causa de infertilidad que afecta al 20% de las mujeres es una mala posición del útero, lo que también puede complicar el embarazo. Osteopatía ayuda a solucionar esta anormalidad con sencillas e indoloras manipulaciones que recolocan el útero. Además, libera la tensión en la zona de la pelvis mejorando así la circulación hacia los ovarios.

El útero funcional está inclinado ligeramente hacia delante, en disfunción puede quedar fijado hacia atrás, en torsión o lateralizado.

Las adherencias abdomino-pélvicas provocadas por procesos de inflamación, infecciones, traumatismos o cicatrices por cirugía, limitan la movilidad de las trompas ováricas, que deben de tener movimientos de contractibilidad para desplazarse y captar el óvulo.

La pérdida de movilidad o la fijación tanto de las trompas ováricas como del útero, serán de máxima importancia para la funcionalidad correcta del sistema reproductor.

También pueden afectar a la movilidad del útero, que depende fundamentalmente de los movimientos del hueso sacro y del tono de las vísceras que lo rodean.

Esta terapia también ayuda a mejorar la función de las glándulas endocrinas situadas bajo el cerebro. Las disfunciones en la biomecánica craneal pueden repercutir en la correcta función del eje hipotálamo, hipófisis y órganos sexuales. La mala función de este eje altera la segregación hormonal, dando lugar a alteraciones en la ovulación y en la maduración del esperma.

En general, la Osteopatía restablece la función de las estructuras que intervienen en la reproducción, tanto del hombre como de la mujer. Ayuda a recuperar la biomecánica de las estructuras viscerales  y mejora su función.

Psicosomática

Nuestro  inconsciente tiene mucho peso en nuestro día a día. Creemos que tenemos todo controlado, pero en realidad no es así tan solo somos conscientes de una pequeña parte de nuestros pensamientos. Tenemos muchas creencias que nos limitan y de las cuales no somos conscientes.

Son creencias propias que hemos ido adquiriendo a lo largo de nuestra vida,  a través de la educación,  de las experiencias de nuestra vida o transgeneracional (de padres a hijos) que dificultan la  concepción.

Las creencias fundamentales del ser humano se consolidan en el periodo de aprendizaje, por lo que el entorno familiar, socio-cultural y la educación tienen una influencia muy importante en la forma de pensar de ese niño condicionaron sin duda la forma de pensar que tienes hoy.

A lo largo de las sesiones:

  • Tomarás conciencia de la importancia de romper con las creencias limitantes en tu camino hacia una exitosa maternidad,
  • Aprenderás a detectar las creencias que están dificultando que disfrutes de tu maternidad y que, incluso, están bloqueando tu sueño de Ser Mamá.

 

Durante el embarazo, la Osteopatía está indicada para afrontar varios problemas que van surgiendo:

  • el dolor inguinal que produce la dilatación de la sínfisis púbica
  • la sobrecarga de la espalda, las lumbalgias y ciatalgias
  • el malestar y los vértigos de los primeros meses
  • la mala circulación, los calambres

Todo el cuerpo de la madre tiene que adaptarse al progresivo aumento de tamaño del feto. Para ello es necesario que el sacro, el cóccix, los ilíacos y las vértebras lumbares de la madre tengan una perfecta movilidad, que los músculos y ligamentos de la pelvis estén flexibles y relajados. Si no pueden producirse dolores adicionales que añaden tensión en el parto. Una asimetría a este nivel puede perjudicar al cráneo del niño, ya que en la última etapa del embarazo, la cabeza del niño descansa sobre la pelvis materna.

También ayuda al feto a través de la madre. Las conexiones entre los estímulos que recibe la madre, como los integra, y como esas emociones son recibidas por el feto son un factor muy importante e influyen en gran medida en éste. Sabemos como, por ejemplo, los miedos de la madre pueden ser “heredados” por el feto. La Osteopatía ayuda a equilibrar estos estados, y que el feto integre mejor los estímulos que recibe del exterior y de los propios padres.

La osteopatia ayuda a la madre a optimizar sus recursos fisiológicos para la preparación de un parto más “fluido”.

La maternidad siempre ha sido un tema poco claro para mí, que había ido quedando apartado una y otra vez. Llegó un momento en que el deseo de ser madre despertó por encima de todo esto. Sin embargo, después de dos años intentándolo tanto de forma natural como asistida me encontré en un punto muerto. Mariángeles me ayudó superar mis miedos y a hacer cambio de actitud,  que ha sido importante para el éxito de mi siguiente intento. Incluso si no hubiera salido bien, me habría ayudado a sobrellevarlo mucho mejor y afrontar la vida de una forma mucho más positiva y constructiva. Muchas gracias! Mayo 2016

Testimonio Real

La maternidad siempre ha sido un tema poco claro para mí, que había ido quedando apartado una y otra vez. El tipo de relación que tuve con mi madre y cierto rechazo al aspecto físico de la maternidad hacían que no tuviera claro si quería tener hijos o no. Llegó un momento en que el deseo de ser madre despertó por encima de todo esto. Sin embargo, después de dos años intentándolo tanto de forma natural como asistida me encontré en un punto muerto. Por un lado me di cuenta de que debía trabajar sobre los lastres que venían del pasado y por otro lado, tenía que superar el pánico que me producía pensar en un nuevo fracaso en el futuro. Nines me ayudó a trabajar sobre ambas cosas, superar mis miedos físicos, procesar la relación con mi madre y sobre todo, no tener miedo al futuro a través de la aceptación y dejarse llevar por la confianza en la vida. Creo que este cambio de actitud, este dejar fluir, ha sido importante para el éxito de mi siguiente intento. Incluso si no hubiera salido bien, me habría ayudado a sobrellevarlo mucho mejor y afrontar la vida de una forma mucho más positiva y constructiva. Muchas gracias!